edición general
  1. @Artificio @Artificio @Odradek Creo, y me saco el palillo de la boca pera explicarlo mientras dejo en la mesa los vasos de la cubalibrada, que tal vez tenga que ver con la cosina religiosa, de que el sexo es pecaminoso, que los curillas dicen que mal, que plantarle a una mujer un beso en el higo que suene como una pedrá en un portal de chapa proporciona placer. ¡A la mujer! Diablo, Satanás y brujería hecha carne. El mal. La mujer no puede disfrutar, el sexo es solo para reproducirse. Salvo el párroco Don Manuel al que se le hace rebaja en una casa del pueblo de conocida reputación y que luego debe confesarse por sucumbir a los placeres pecaminosos.

menéame