ACTUALIDAD Y SOCIEDAD

Margallo reconoce que se reunió dos veces con Corinna a petición del rey emérito cuando era ministro de Exteriores

Muy listo el campechano comisionista: manda a un beatillo para que no le toque a la chorba.
#1 Eso es lo que quieren que hablemos de Corina en términos sentimentales: la amiga entrañable, el ligue, la chorba. A mi me parece que un mujeriego como el ex-rey no establece tales relaciones, tendría un volquete esperando a su disposición en cada destino.
Pienso que Corina no es más que otra conseguidora, esa nube de simbiontes que revolotea alrededor del buen negocio como es la corona. Creo que es muy ingenuo pensar que se enamoró perdidamente y le engañaron, que es un poco el relato oficial.

menéame