ACTUALIDAD, POLITICA Y SOCIEDAD

Soy mayor señores del Santander no viejo

No es un problema de obsolescencia, es un cambio de escenario económico. Si antes el banco se beneficiaba de los ingresos de estas personas invertían en atraerlas y atenderlas (véase los regalos de vajillas y mochilas de dinosaurios). Ahora el dinero es un castigo que produce pérdidas y los echan. Podría ser un nicho de mercado, una banca cercana y amigable para las personas que lo requieran. Me acuerdo que cuando empezó Evo era muy notable ese esfuerzo. Podías quedar con un agente para ir a determinada hora y para cosas simples como abrir una cuenta.

menéame