edición general

Qué difícil es relacionarse con personas que se sienten ofendidas por todo lo que decimos

Como bien decís. El truco está en no tenerlos en cuenta. O sea pasar de Twitter y Facebook. Todas esas herramientas que permiten amplificar la voz de minorías llóricas y permanente ofendiditos.

Especialmente importante es acabar con la cultura de la cancelación que insisten en acabar con la carrera profesional de la gente sí ha dicho algo que les molesta a su fina piel.

Más de lo mismo con los "Safe space" que en USA empezaron con las universidades y ahora quieren extenderlo al mundo laboral.

menéame