EDICIóN GENERAL

Impactantes escenas en Manaos, la ciudad más afectada por el coronavirus en Brasil

Maldad y estupidez. La peor combinación que puede tener un dirigente. Incluso es preferible la maldad a la estupidez en caso de tener que elegir, ya que el malo puede acabar con sus enemigos, el estúpido acabará con todos.
#7 con grandes dosis de ideología y estupidez también vale, no hace falta irse muy lejos.

menéame