EDICIóN GENERAL

La sentencia íntegra que condena a tres exjugadores de la Arandina por agresión sexual a una menor

Sobre la siempre espinosa cuestión de "condenar solo por el testimonio de la víctima", esto afirman los jueces (págs 18 y 19):

"En el supuesto enjuiciado, tras escuchar atentamente durante tres horas el testimonio de la denunciante se llega a la conclusión de que ha sido persistente en su declaración, carecía de móviles espurios para perjudicar a los denunciados, y ha sido congruente, en aquellas cuestiones esenciales."

Enjuician así las afirmaciones de la víctima a sus amigas sobre que no fue agresión (se quejaba de esto la abogada defensora):

"Debemos poner de manifiesto que, motivado por la gran relevancia que la menor otorgaba a su imagen y apariencia de mujer experimentada, frente a sus conocidos, compañeros de clase y redes sociales, les manifestó que había realizado los actos sexuales en forma voluntaria,alardeando de ello, lo cual que es una causa más de su inmadurez y de la importancia que otorgaba a la opinión que el resto dela sociedad tuviera de ella".
#7 Pues muy congruente no me parece. Tal vez sí en la declaración propiamente dicha (que supongo que se refiere a eso) pero no con todo lo anterior.
#10 Parece depender casi por entero de cómo interpreten los jueces. Me dice un amigo abogado al que le he pasado el enlace que prevalece la defensa de la víctima como menor de edad que es, y desde tal perspectiva de protección de menores interpretan las aparentes contradicciones como fruto de su inseguridad e inmadurez, pero que finalmente para ellos sí poseen plena coherencia. Hay fundamentos psicológicos mencionados en la sentencia.

Pero, la verdad (sin ser abogado, insisto) es que esas contradicciones podrían interpretarse del revés a poco que un juez quisiera intentarlo.

Veremos qué dice el Supremo. Porque imagino que el recurso llegará.
#13 increíble
#13 Viendo lo que están y como el TS está senteciando estos últimos años en este tipo de temas, no te diría que incluso puedan acabar aún con una condena superior, aunque a efectos prácticos puedan hacerla cumplir.

Si ya te la pueden liar pero muy parda con un tema de caracter nímio, donde la mujer pega al marido y él le se la devuelve sin ambos acabar heridos, ella a él le debió pegar un puñetazo y él a ella un tortazo, y ya se metió el TS y hasta el Constitucional se echó las manos a la cabeza por la sentencia dictada..., pues imagínate en un caso de estos y además tan mediático.
Ya verás la carnicería que van a hacer los medios de comunicación hasta que dicte sentencia el TS...

www.poderjudicial.es/cgpj/es/Poder-Judicial/Sala-de-Prensa/Archivo-de-


Solo hay que repasar la sentecia de la manada y en que se basaron para condenarles, básicamente en como se encontraba la víctima anímica y moralmente en esa situación.
Además, fue algo que determinaron los jueces y fiscales dándolo como válido para dictar sentencia, ya que después de haberme leído íntegramente el interrogatorio de la denunciante y ambas sentencias, incuída la del juez discrepante, no encontré por ningún lado ni las preguntas de los magistrados y abogados sobre como se sentía la denunciante y su estado de ánimo, ni las contestaciones por parte de la denunciante, obviamente.
Bueno y luego tenemos cosas como lo de que estaba agarrada a varios penes en erección para no perder el equilibrio y demás...;

Joder de pena, pero de pena. :-P :-(
#7: Están las conversaciones de mensajería instantánea.
#7 La posibilidad de trincar 50mil o 100mil euros de indemnizacion ... ni se la plantean siquiera como motivo de peso para mentir.
#7 A ver, se supone que también han escuchado lo que han dicho los acusados, en un juicio se escuchan todas las partes.
Otra cosa es que la sentencia obvien todo lo que han dicho los acusados, supuestamente hay que ponerlo todo en una balanza y mirar hacia donde se va inclinando esta, supuestamente... :roll:

Y lo que dicen en este último párrafo es ridículo ya que cualquier veinteañero se comportaría igual, lo mismo que muchos de 30 y tantos, y 40 y tantos si estan en una segunda edad del pavo...

menéame