edición general

Clientes que abren la puerta desnudos o que dejan propina en el escote: las camareras quieren prevención

#7 Se llama mundo real. El idealismo se cura con la edad, ya lo verás.
#17 Claro que sí, que se callen ya, que solo saben protestar.
¡Camarero, otro coñac!

menéame