EDICIóN GENERAL

El rey constata el desacuerdo político y no propone a ningún candidato para la investidura

A lo mejor no es tan malo que gobierne la derecha. Total, las políticas de derecha también nos las íbamos a comer con el PSOE, así que al menos, cuando la economía vaya a peor (y tenemos una crisis inminente), no podrán echarle la culpa a la "izquierda" de que nos llevan a la ruina.

Y hay que ser realista. Las posibilidades de que gobierne una izquierda de verdad son prácticamente nulas. A lo mejor ganan algunos votos de los votantes de izquierdas cabreados, pero seguro que saben contrarrestarlo haciendo alguna gilipollez de última hora, como cambiar el nombre del partido a "Esta vez sí que Podemos, chicas" o similar.

menéame