EDICIóN GENERAL

Trump levanta el veto a Huawei

#66 Bueno, pues intentaré explicártelo. En un país como EEUU, donde solo hay dos partidos políticos que se financian con aportaciones de megacorporaciones y grupos de presión, Trump manda lo justito. Las decisiones políticas de Trump, que no es un político ni lo ha sido nunca, son obra y gracia de sus asesores, de las corporaciones y de los lobbies de presión a los que obedecen los partidos. Un cabeza de lista jamás puede salirse de la dinámica de partido, de forma contraria terminaría sumido en un escándalo y simplemente expulsado del partido o peor, como ya ha ocurrido otras veces. El poder económico es el que manda en el mundo y mucho más en EEUU.
Lo brillante de la utilización de la figura de Trump, es su forma de conseguir y negociar esas decisiones. Él ha jugado a acaparar todo el "odio" de las megacorporaciones y grupos de comunicación contrarios. Es decir, los rivales políticos han centrado toda la discusión en caricaturizarle, desde que todavía gobernaba Obama, en vez de atacar sus medidas. Trump es tonto, Trump ha hecho tal cosa, Trump no sabe leer, Trump mete niños en jaulas... que sí, que Trump en su vida personal es un desgraciado. Pero el Trump político solo es el títere visible. La caricaturización de su persona por parte de la prensa y los mass media es una estrategia nefasta, Trump y sus asesores han sabido incorporar de la cultura de internet, las fake news y los memes a la realidad política. Permite al poder económico ser mucho más agresivo con las demandas para luego escenificar un "recule" y quedarse en una posición ventajosa. Pero eso lo lleva haciendo Trump desde que compraba campos de golf en Escocia. Está acostumbrado a negociar desde una posición de poder. Ejemplo: Imagina que soy un magnate del pan. Un día digo, como en un arranque de locura, que voy a subir el precio del pan al doble. Todo el mundo a protestar y a llamarme loco. Yo escenifico más locuras y excentricidades. Lo dejo escalar un par de semanas. La gente ya se empieza a hacer a la idea, dado que piensan que soy capaz de lo que sea. Luego digo que no, que solo lo voy a subir 10 céntimos. O que lo voy a dejar igual de precio pero con la condición de que se me venda la fruta más barata. Todos contentos.
Lo dicho, lo hizo con Venezuela amenazando con una guerra, con Corea del Norte amenazando una Guerra Nuclear, con Rusia, con China y sus fábricas, con el Reino Unido y su sistema de salud... y después de respectivas reuniones con sus líderes ha salido contentísimo calificando las reuniones de muy positivas. Dios sabe qué habrá conseguido para su agenda política. Además, utiliza el Twitter, el medio más incendiario que puede, para comunicarse. Es una estrategia de negociación brillante, y todos siguen picando, como se ve en este hilo.
#93 Estás como una cabra si crees que voy a leer una panfletada de amor a la dictadura del capitalismo..

menéame