EDICIóN GENERAL

Las comidas de Ferreras con las cloacas del estado, al descubierto

#57 Supongo que es prácticamente obligatorio tener a personas de todos los colores en esas mesas.
#71 el problema es que ya de por si ser periodista "de color" es una contradicción, si acaso estaríamos hablando de opinadores, y en este caso por lo menos que busquen a opinadores de derechas mínimamente decentes, no a deshechos humanos que venderían a su madre por dinero o por un puesto en las listas de un partido corrupto.

menéame