EDICIóN GENERAL

El Parlamento de Galicia, con mayoría absoluta del PP, reconoce como “fascista” el franquismo

#7 precisamente el falangismo, que era el partido único del Franquismo, no es el más indicado para decir qué fue o dejaba de ser aquel régimen. Tampoco sectores minoritarios, que quieren blanquear la ideología hoy día. El fascismo tradicional era religioso, otra cosa es que ramas como el Nazismo fuesen más bien agnósticas. Pero el autoritarismo, el corporativismo, la anulación de la lucha de clases en beneficio de la burguesía o el anticomunismo brutal son claras señas de identidad compartidas por todos ellos. El uso de la religión solo es un pretexto más para conectar con la identidad del pueblo.

Por supuesto que pueden adoptar diferentes caras para camuflarse, no era lo mismo un contexto en el que el Nazi-Fascismo se imponía en Europa con violencia, que luego cuando los regímenes de Italia y Alemania fueron derrotados. Se fueron haciendo reformas para ir suavizando algunos aspectos, pero por lo general siguió siendo un régimen fascista, por supuesto con características también específicas en España, pues cada país es diferente y tiene sus circunstancias.
#10 Gracias por continuar el debate con respeto. No era exactamente falangismo, sino un pastiche de falangistas y carlistas. Antes de la guerra, Falange apenas tenía apoyo entre los españoles. El falangismo era religioso, pero no clerical. Su religiosidad era tal vez menos mística y neopagana que los nazis, pero eso no lo hace tradicionalista. Querían un nuevo orden, una revolución que aglutinaba socialismo y nacionalismo, o al menos algo así prometían. Las amenazas con nacionalizar la industria, que por ejemplo, con Mussolini, fueron constantes no sé si Franco fue tan lejos en eso. Efectivamente, el fascismo era anticomunista pero "anticomunista" era todo el espectro de la derecha (y si me apuras la centro-izquierda igual), desde la derecha liberal-capitalista, pasando por los tradicionalistas, la derecha nacionalista y, finalmente, el fascismo. Hasta los anarquistas eran anticomunistas si nos ponemos así.

Ernst Nolte destacó los siguientes elementos para un partido/sistema fascista: Antimarxismo, antiliberalismo, anticonservadurismo, el principio de caudillaje, un ejército del partido y el objetivo del totalitarismo. El Franquismo flaqueaba por ejemplo en el punto de anticonservadurismo. No quería un nuevo orden quería apuntalar uno antiguo.

Mira, te pongo un fragmento de G. Payne: "La decisión de Franco de apoderarse del movimiento, en abril de 1937, y de crear un partido estatal sincrético y heterogéneo basado en el falangismo era totalmente lógica y práctica. (...) Pero la entidad que Franco elevó a la categoría de partido único en abril de 1937 no era falangismo integral, sino una unión de falangistas, carlistas y todos los demás miembros de diversos grupos, derechistas o no, que estuvieran dispuestos a ingresar en ella. Durante el siguiente decenio, y posteriormente, se calificaba por lo general al Estado franquista, fuera de España como régimen fascista. Pero es dudoso que se pueda hablar de régimen fascista si no está dominado y construido por fascistas genéricos o categóricos (...) los falangistas puros, los camisas viejas, no desempeñaron sino un pequeño papel en el nuevo Estado, y sólo ocuparon una minoría de los cargos en el nuevo sistema."
#14 Me gustan poco los "Y si ... " en historia pero creo que Franco, la aristocracia y la alta burguesía no lamentaron la muerte de Primo de Rivera.
#21 Qué irónico que compartan tumba dos hombres que en vida ni se apreciaban.
#30 Pues ya ves que #7 no está de acuerdo con que "nadie lo niega".

#14 Las amenazas con nacionalizar la industria, que por ejemplo, con Mussolini, fueron constantes no sé si Franco fue tan lejos en eso. Hombre, en el franquismo la industria era lo mismo que los ministerios. Si había que expopriar para un pantano ya iba la empresa, que para el caso era lo mismo. Era tan corporativista como el nazismo, es fascismo italiano o el portugués, que también era nacional-católico.

El carácter imperialista también era común al fascio italiano, el III Reich, el Estado Novo portugués o el Nuevo Imperio que pretendían los franquistas. De hecho aunque Salazar y Franco se apoyaron militarmente, hubo salazaristas que pedían la anexión de Galicia, y franquistas que querían la invasión de Portugal, para lo cual llegaron a diseñar un Plan de Campaña para tomar Lisboa en una operación relámpago.
#31 hubo salazaristas que pedían la anexión de Galicia, y franquistas que querían la invasión de Portugal, para lo cual llegaron a diseñar un Plan de Campaña para tomar Lisboa en una operación relámpago.

Menos mal que eso no se cumplió.
#32 ¿Qué cosa, lo primero, lo segundo o las dos cosas? A posteriori no parece buena idea pero a saber qué habría pasado. Eso no se cumplió pero un hecho concreto podría haber cambiado el devenir de las colonias portuguesas de África, de la II Guerra Mundial, de la Guerra Civil, de la aniquilación de la Ciencia de vanguardia en el franquismo... A saber.
#14 #31 en todos los regímenes fascistas hubo una suerte de utopía ideológica, en el Nazismo podríamos hablar del ala izquierdista del partido nazi que sirvió para atraerse a importantes sectores de la clase obrera, y en Italia el propio Mussolini fuera militante del Partido Socialista. Pero como movimiento, nunca ha sido revolucionario ni vanguardista, sino ultraconservador. Estos movimientos siempre estuvieron liderados por la burguesía y tuvieron el apoyo del poder en el momento (grandes empresas, alto mando militar, cúpula de la Iglesia, ...).

Obviamente, cuando se imponen por las armas los poderosos son los primeros en pasarse a cuchillo a la parte más ideológica, después de haberlos utilizado. Así acabaron con el ala izquierdista del partido nazi y obligaron a una fusión de Falange Española de las JONS con las instituciones del régimen para crear Falange Española Tradicionalista de las JONS. En ningún momento estos grupos tuvieron la dirección del movimiento y solo fueron el grupo de choque para destruir a las fuerzas realmente revolucionarias, pues ese era el principal objetivo de las fuerzas que realmente lo lideraban. El anticomunismo que pudiese existir en otros sectores sociales era mucho menos contundente y agresivo que el de Falange, discrepaban en métodos y formas, pero compartían objetivos, mientras que el Fascismo pretendía objetivos antagónicos.

Si hay por ahí algún falangista que siga creyéndose el cuento de que el falangismo era otra cosa, será alguien que después de todo este tiempo todavía no se ha dado cuenta del motivo por el que se creó su partido, o uno que pretenda engañar a nuevos incautos. No hay nada realmente en el Falangismo que tenga coherencia con una lucha realmente anticapitalista u obrera, sino todo lo contrario, el nacional-sindicalismo es la fusión clara entre obreros y burguesía en apoyo a los intereses de estos últimos.
#14 #31 añadir también a #34 que las nacionalizaciones no fueron una cuestión ideológica, sino de necesidad. No había forma de dar alimento y sustentos a la población y eso ponía en riesgo la consolidación de cualquier régimen. Fueron necesarias para recuperar la economía, pero siempre con el objetivo final de que la burguesía mantuviese el poder y se pusiese al frente directamente de todos esos sectores con el tiempo (las privatizaciones posteriores), como finalmente ha sido en España, y de que la clase obrera no tuviera nunca la dirección de la economía.

menéame