edición general

El juez Llarena retira las órdenes internacionales de detención contra Puigdemont y los exconsejeros huidos

Temen quedar en ridículo ante el escrutinio belga de sus autos. Bélgica les pasará la factura del coste de los recursos judiciales que han movilizado en vano y los vamos a pagar los ciudadanos (como siempre).

menéame