EDICIóN GENERAL

Detenida por dar un cachete a su hija de 10 años que volvió dos horas tarde del colegio

#18 Mi padre era maestro, de los de antes. Yo he perdido la cuenta de las hostias y raquetazos (con una pala similar a la de la imagen) que me dió, amén de castigos varios. Desde el típico no salir, a dejarme estudiando hasta la una de la madrugada y despertarme con un zapatillazo porque me había quedado dormido, pasando por no dejarme ir al viaje de fin de octavo de EGB con mis compañeros. Pues hoy en día, treinta años después, no le odio ni nada parecido. Sé que no lo hizo por sadismo, sino porque no sabía educar de otra manera, y que buscaba lo mejor para mí. Esto no quiere decir que yo estuviera dispuesto a hacerle a mi hijo lo que me hicieron a mí, pero sí creo en el valor pedagígico de un poco de mano dura, algún cachete y castigos.

Por supuesto siempre intentando primero el diálogo y el razonamiento, pero si no queda otra, el castigo.  media
#39 lo dicho, suerte con vuestra terapia educativa.
#41 Suerte tú con tus hijos sin respeto ni valor por la autoridad ni capacidad de soportar la frustración.
#59 Para inculcar respeto y valor no es necesario dar ninguna hostia. A ver cuando aprenderá la gente que está demostrado que las recompensas funcionan mejor que los castigos.

Pero claro, para educar a un hijo hay que esforzarse, y un guantazo es mucho más sencillo.

Lo mejor es pasar del chico y luego echarle la culpa al sistema, o al colegio o a cualquier cosa.
#93 El problema está en que las recompensas ya no existen, es todo privilegio por defecto. ¿Le regalas una tablet? Pobre del niño si es el único en clase sin una. ¿Recompensa de móvil por buenas notas? Ah, no, que lo tiene que tener antes que nadie.

Lo dicho, nos abocamos a una educacación donde el "no" no existe y la recompensa es lo que se hace por defecto. Por supuesto con una educación mejor no habría llegado al cachete, pero si es inevitable, es inevitable. Y obviamente no vas a comparar darle un cachete a una niña de 10 años a partirle la cara.
#99 No, en ningún momento he comparado dar un cachete que una agresión. Y en el fondo creo que el cachete puede usarse, pero siempre como último recurso. Y en el caso de la noticia es más nervioso que otra cosa.

Pero el tema de las recompensas sí que existe. Es muy jodido y difícil, porque tienes que explicar que no puede tener todo lo que sus amigos tienen. Tienes razón en que mucha gente les regala a sus hijos cosas que no deberían, y que luego se convierte en la envidia de la clase y hay una reacción en cadena hasta que le toca a tu hijo. Pero un padre tiene que estar en sus trece y no salirse de su rol. Un padre no es un amigo.

Saber contenerse y no darle todo lo que pide hace que valore las cosas que tiene. Y créeme, es posible.
#107 Teniendo como tienen hoy dia de todo los críos ya me dirás cómo pollas le recompensas. Le compras un coche?, le pones un piso?, le llevas a dar la vuelta al mundo?
Me gustaría a ser posible preguntarle a usted, señor #136, así como al señor #107, qué harían en situaciones de este tipo. Es decir, supongamos que han probado el sistema de recompensas, y que, si bien ha funcionado en otros casos, para éste no ha terminado de servir, o directamente no ha tenido efecto. Supongamos también que han intentado razonar de una u otra forma —entendiendo que se trata de una joven de 10 años y que, como tal, no razona de la misma forma que un adulto—, incluso que han logrado convencerla aparentemente, pero luego llega el momento y vuelve a desaparecer un rato después de clase. Ya han probado otros métodos como privarle de algún bien no necesario y alguna otra acción similar. Supongamos, asimismo —debemos suponer muchas premisas pero son situaciones que han ocurrido y que pueden ocurrir— que el tiempo que la niña desaparece corre peligro, que no saben a dónde va o que incluso sospechan que puede tratarse de algo peligroso, pero como desaparece en momentos aleatorios, no pueden predecir cuándo será para estar allí en ese momento. La niña es consciente de que a los padres no les gusta y que lo consideran algo malo, pero ella no es consciente del peligro y cree que simplemente exageran o, sin creer que exageran, cuando llega el momento no tiene el instito de peligro que le haga inhibirse de realizar esa acción.

¿Qué harían en esas circunstancias?

Por si acaso, no me malinterpreten, debo aclarar que no se trata de una pregunta que esconda ironía alguna y que pretenda insinuar de algún modo que hay veces que no queda más remedio que emplear la violencia o algo similar. En absoluto, es una pregunta que simplemente espera una respuesta sincera, sea la que sea, y que es preguntada con la misma curiosidad con la que podría preguntarles un marciano que llega a este planeta y que, tras observar situaciones que escapan a su entendimiento, quiere saber cómo se desenvuelven los individuos de la especie en esas situaciones. Imaginemos que queremos llevar hasta el final el —en mi opinión bastante acertado— lema de Salvor Hardin, primer Alcalde de la Fundación en la saga del mismo nombre escrita por Asimov, enunciado como «la violencia es el último recurso del incompetente», que se descarta por tanto hasta un cachete por flojo o simbólico que éste sea —que el señor #107 sí parece admitir como último recurso, pero que queremos evitar en este supuesto—, y que se encuentran en una situación en la que todo lo demás ha fallado y donde además existe peligro para la integridad de su hija. ¿Qué harían en ese caso?

Gracias por su respuesta y un cordial saludo.
#107 Y en el caso de la noticia es más nervioso que otra cosa.

Exacto, ahí le has dao, en este caso el "castigo físico" por llamarlo de alguna manera, por que no creo que se le pueda llamar así a dar un cachete, no es un castigo si no que es una válvula de escape de la frustración o disgusto que tiene la madre, vamos que se está desahogando, y es lo que creo que es en realidad la mayoría de las veces que una madre o un padre le da un cachete a un hijo, no es un castigo para el niño, si no un desahogo para el padre que normálmente sirve para mostrar a la criatura que lo que ha hecho está mal.
No estoy defendiendo el castigo físico como método educativo ni mucho menos, ni a la madre en este caso, símplemente digo que a veces para una madre o un padre puede ser inevitable refrenar sus impulsos. Mi madre sin ir más lejos me corrió a zapatillazos por toda la casa más de una vez y no la quiero menos por eso, y se que las veces que lo hizo yo lo tenía más que merecido, y mi madre es una persona que sería incapaz de hacerle daño a una mosca.

El problema hoy en día no es que una madre le pegue un cachete a su hijo, el problema es que nos estamos volviendo más papistas que el papa, y ya no sabemos distinguir lo que es la interactuación normal entre unos padres y su hijo y el maltrato físico.
#99 Tenemos un mercado de trabajo donde las familias tienen que elegir entrepagar la casa y ya otras cosas menos necesarias con el excedente o ver a tus hijos y dedicarles el tiempo necesario para educarles. Así es complicado, pero además añades una población que cree en el cachete a tiempo en su mayoría y pasa lo que pasa, que nadie imagina otros métodos menos bestias.
#93 El premio es necesario, pero la reprensión y el castigo también. El valor de aprender que las cosas tienen consecuencias, y la consecuencia no es premio si bien y no pasa nada si mal. El que aprenda que si hace algo mal pueden pasar cosas malas es tan necesario como el premio o recompensa por los logros.

Cuánto daño ha hecho la pedagogía positivista del buenismo paternalista :palm:
#179 El premio fortalece las actitudes positivas, y cuando hacen alguna cosa mal simplemente se le explica que eso no está bien y el porqué.
No es la misma relación entre un hijo y un padre que emprende acciones de castigo y llega a guardarle rencor a otro que pierde el tiempo explicándole porqué está mal lo que está haciendo.
Claro, siempre es más fácil el cachete y decirle -Eso no se hace- y no explicarle nada, dejando al niño perplejo y con un cachete.

Y no. Lo que hace mucho daño es la vagancia a la hora de educar, no importar la hora a la que el chico vuelva a casa ni con quien va. Y luego, cuando se comporta de manera distinta a lo esperado por los padres, arrearle una hostia. El resultado lo puedes ver en la puerta de cualquier colegio.
#93 QUe chahi por estudiar y hacer lo que se supone que debe hacer se le recompensa. No seran empresario y necesitas un trabajador, verdad?. Porque con esa idea estarias dando recompensas todos los dias.
Ni recompensas ni castigos, lo ideal seria inculcar los niños cual es su deber y cuales son las normas de convivencia. Por supueso las recompensar se les da poerque si, no porque este haciendo lo que debe.
Por cierto, tienes hijos?? porque te aseguro que el no "temer" castigo alguno, y no tiene que ser fisico, pero tal como esta las cualquier acción no deseada por el niño ya es castigo, cuando se encabezone que no quiere, por ejemplo estudiar las tablas, si ya es dificil, con la posiblilidad de castigo, no me imagino con un "aqui no pasa nada. Y te aseguro que desde pequeños estasn hechandote el pulso de cuales son sus limites.
#239 "inculcar los niños cual es su deber y cuales son las normas de convivencia" Tu no hablas de un niño, hablas de un esclavo. El deber de un niño es jugar, descubrir el mundo y dar rienda suelta a su curiosidad. Luego tiene que ir a la escuela a aprender, pero la educación la recibe en casa. Y tienen más deberes los padres como padres que no cumplen, que los hijos.

Y sí, tengo una hija que va a hacer 19 años.
#268 efectivamente, debe y normas de convivencia y su deber es jugar, explorar, o pero siempre respetando al que tiene al lado, no no hablo de un esclavo, simplemente de civismo
#41 Suerte tú con la nueva psicopedagogiamolona del positivismo pleno, donde los niños ya vemos como salen, que no se les puede ni soplar y todo son derechos, pero de los deberes ya eso pa' otros.
#18 Aquí otro como #19. Mi madre de daba alguna vez cuando era pequeño y/o armaba alguna. Pero nunca más cuando crecí. Mi madre no usó el castigo físico por sistema, sino como recurso cuando no podía razonar. No he dejado de ver a mis padres.

Cuando un niño que no tiene edad de razonar o no atiende a razones ya le puedes explicar que lo mismo te va a dar igual. Cuando el niño obedece y entiende, no hace falta. Cuando se pilla una pelotera y no atiende a razones, pues no queda otra. Evidentemente, con adolescentes ya no hace falta. Los castigas y se atienen a las normas. Y si no obedecen a la disciplina es que no se hizo antes lo que se debía. Con lo de "lo que se debía" no me refiero a zurrar simplemente, sino a educar, corregir y evitar comportamientos que no deban tener. Mucha gente desatiende a los hijos y luego pasa lo que pasa.

Una cosa es evitar el maltrato y otra es quitar correctivos que son necesarios. Si mi hijo pequeño pega a otro niño o a sus mayores, pues un cachete se lleva. Hay comportamientos que se tienen que cortar de raíz. La gente que está en contra de cualquier castigo físico no entiende que hay un mundo entre "meto palizas a mi hijo" o "recurro a la violencia ante cualquier chorrada en vez de razonar con mi hijo" con un correctivo para situaciones extremas.

Y como dice #16, se debe dar en su justa medida y sin humillar. No se trata de putear.

#39 Yo creo que lo de tu padre era excesivo, la verdad. Lo de las palas y despertar a zapatillazo está fuera de lugar (aunque en la época sería lo que se llevaba). Y, como dices, no es lo mismo cuando tienes edad para razonar/atiendes a razones, que cuando estás en plan cabrón o no atiendes a lo que te han dicho que no hagas o a lo mejor haces una burrada (ej: pegar a otro familiar). Hemos pasado de un extremo en que se educaba a palos gratuitos (mi madre es de los 60 y también se llevó en casa y en el colegio). Y con cinturón y todo que se llevó mi madre. Pero no es ni una cosa ni el otro extremo.
#14 Testimonio moralizante que ya tiene a un villano, e ignora el contexto social, la historia familiar, que vaya usted a saber. Ahora los hijos son las nuevas brujas.

#33 #112 A un montón de meneantes se les va la olla con el tema de zurrar niños, por muy progresistas, modernos y ateos que digan ser, en ese punto conviven felizmente con las sectas cristianas e islámicas más cavernícolas.

#40 #96 #34 #39 #207 "Cachete" "palo en el culete", "castigos físicos comedidos... pfff. No se como no os volvéis diabéticos al instante cuando endulzáis con esas palabrejas actos tan deplorables como zurrar, fustigar o propinarle a alguien un guantazo. Esos eufemismos tiernos para hablar de maltrato suenan horripilantes, por ser tan cursis. Me recuerdan a las expresiones amorosas que usan los pederastas para definir su relación con los niños. Ya se que es culpa de la corrección política que no os dejan hablar con propiedad sobre lo que pensáis hacer, pero cuando la cursilería maquilla la violencia se vuelve una cosa grotesca. Los únicos castigos comedidos, cachetes y palos en el culete que se dan (y se reciben) por amor son en el BDSM, e incluso ahí sólo a un depravado se le ocurre hablar de "palos en el culete". Azotes hombre, AZOTES.
#229 Yo más bien lo veo como una idea atemporal y asocial de la crianza. Las brujas eran poseedoras de la sabiduría natutal, estuvo muy mal perseguirlas. Asemejar a un padre con la inquisición y decir veladamente que cometen tortura contra sus hijos es del todo erróneo.

La sociedad actual se mueve por el buenísmo y lo políticamente correcto mientras las ideas importantes como la autoridad (merecida) se pierden.

Como ya te he dicho, nada tiene que ver con cultos o religiones y más bien con una conciencia de cuidado y educación al menor. En los mundos musulmanes y cristianos habrá y habría de todo y dependerá de la persona igual que ahora. No nos dejemos llevar por la propaganda histórica.

De nuevo con el hábito de exagerar, yo no hablo de azotar o fustigar. Mis hijos no serán caballos (tampoco los fustigaria). Aquí hablo de palos cuyo nivel sonoro no llega al oído del niño o del padre.....Suave, que sólo deje claro la premisa sin ensañamiento.

La única violencia que se ha cometido en el caso de la noticia es un arresto y privación de libertad por parte del estado. Lo demás en realidad, incluso si la madre se le fue la mano por miedo atroz a que a su hija le hubiese pasado algo, es un acto que refleja lo valiosa que es esa niña para su madre. Si fuera el caso que la madre siempre pega a la niña entonces habría un problema pero seguro esta segunda posibilidad no es la correcta.
#270 También se puede entender la referencia a las brujas como una forma de hablar de la caza de brujas, o de judíos, de inmigrantes o de cualquier otro grupo marginal o minoritario que hace de chivo expiatorio en el que cargamos nuestra propia incompetencia, simplemente porque podemos, porque son los componentes más débiles de la sociedad. Mire usted si Menéame fuera una tribu, yo no sería el señor maduro que hace de guerrero, ni el anciano que hace de venerable sabio, sería la calavera clavada en una pica delante de una cabaña, y me llamarían "el antepasado" ¡así de viejo soy! y por eso he vivido épocas mucho más violentas y autoritarias en las que los hijos llamaban a su padre de "señor" y salían tarifando de su casa a los quince años. Ese autoritarismo tiene poco que ver con la autoridad, porque nacía de la ignorancia, el borreguismo y el miedo, por lo tanto no quedaba otra que defenderlo ejerciendo la violencia a todas las edades. Pero la autoridad no se mantiene a guantazos.
#283 la autoridad no se defiende a guantazos, obviamente.

La autoridad debe nacer se una expresión externa de lo que la persona lleva dentro, y lo que se lleva dentro debe ser sabiduría y amor. Ambos conforman a un padre genial.

La violencia es repulsiva.

Los ejemplos que me has marcado como símiles con el tema que hablamos son ejemplos claros de violencia del estado contra colectivos débiles o problemáticos para sus intereses más bien, nada que ver con un padre tratando se educar a su retoño.

El estado te quiere a sus pies, por eso sus políticas de destrucción de la familia, por contra un padre siempre quiere que su descendencia le supere en todo.
#284 Los ejemplos que he dado de persecuciones pueden o no provenir del Estado o de la sociedad. No necesariamente provienen del Estado, en muchas ocasiones se han combatido desde el Estado, la defensa de los derechos humanos ha sido muchas veces una ocurrencia de las élites de los gobiernos y las peores matanzas de brujas no correspondieron a los países que tenían un Estado fuerte unido a una organización religiosa bien montada sino que fueron azuzadas por la turba o los pequeños príncipes y caciques. Las relaciones autoritarias y violentas que se daban antaño en las familias no las creaba el Estado e incluso meterse en el ejército a matar moros era una salida halagüeña para los jovencillos. Así de mal estaba la cosa. Es que venimos de un malismo que poca gente puede concebir hoy en día, y por eso se piensa que hemos perdido autoridad o que las cosas están peor que antes. Lo que pasa es que la mayoría de gente se mueve en un marco histórico diminuto, que es el que acontece en su vida adulta, y lo poco que ven del pasado les llega absolutamente waltdisneyzado.
#39 ¡Eso si que es golpe de remo! :-D

menéame