EDICIóN GENERAL

Una noche por los peores restaurantes de Barcelona

Entro aquí para romper una lanza a favor del primer restaurante. Que se vayan a la mierda estos modernillos. He comido decenas de veces allí y la única queja que tengo por lo que pago es que realmente tardan en servir. Algunas cosas podían estar mejor o peor, pero problema de salud, después de comer allí, desde luego ninguno. El dueño es el que escribe los libros que venden y que pinta los cuadros en cuestión, una persona culta y simpática.

menéame