EDICIóN GENERAL

Una noche por los peores restaurantes de Barcelona

#31 Había dos locales, uno al lado del otro: uno era el de los perritos y otro el de las patatas. Los dueños eran hermanos, pero andaban peleados y no se hablaban. Finalmente, (creo que hace unos 8 años), se debieron arreglar entre ellos, aunque fuera sólo por la pasta, y vendieron los dos chamizos para que hicieran unos pisos nuevos.

Así que sí, llevan una buena temporada cerrados ;)

menéame