EDICIóN GENERAL

Una noche por los peores restaurantes de Barcelona

En Madrid, el templo de la comida mala y abundante era el Boñar. Con las tapas que te ponían con dos jarras de cerveza, comías. Eso sí, el pescado frito era hediondo y la paella un insulto a las papilas gustativas
#14 Y el pan tan duro que podias romper el canto de las mesas de conglomerado.... Cosa fina fina...
#16 Una pena que cerrase porque hacía una importante labor social. Y no es broma. Además de permitir comer caliente por muy poco dinero, al cierre llegaba mucha gente sin hogar con bolsas de plástico y se las llenaban con la comida que había sobrado
#14 en El Boñar hay que ser rápido con las tapas o se las llevan las cucarachas.
#14 Afortunado eres que has estado en el Boñar. Ha pasado a mejor vida. Una pena que se pierda una institución en la paella reciclada.
#14 El Boñar sí que fué cerrado reiteradamente por sanidad. A veces intuía de que lo habían vuelto a chapar porque en la escala previa a por las patatas dos-salsas y las alitas de CasaPepe no había forma de llegar a la barra.

menéame