edición general

“Ser padres de tres hijos hoy es una clara señal de estatus”

Reducir la baja natalidad a una cuestión económica es absurdo. Por muy mal que estemos ahora, estamos mucho mejor que hace 60 años y en aquella época tener 3 hijos era poco. Influyen otros factores, como la mentalidad más religiosa de antaño (pronatalista), ausencia de métodos anticonceptivos, importancia de la familia para el cuidado de los mayores, mayor tasa de mortalidad infantil, menos coste en el cuidado de los niños (pañales de tela, ropa hecha por las madres, pocos juguetes y caprichos) De hecho, en los países subdesarrollados con altos índices de pobreza la natalidad es muy elevada por todo lo anterior.

menéame